top of page
  • Alejandro M.V

Punto para recapacitar: ¿A qué quiere jugar este Levante?

Los granotas sacan un punto de un partido flojo ante un equipo intenso, que sabe de qué va la categoría

Mehdi, hay que reflexionar. Va a empezar la jornada 5, en mitad de septiembre, con el mercado cerrado y el Levante UD todavía no sabe a qué juega. Es cierto que el equipo no ha perdido ningún partido, que solo ha encajado un gol y que todavía tienen que coger ritmo piezas como De Frutos, Bouldini o Musonda, llamados a ser importantes. Pero no hay excusa. El Levante UD presentó una convocatoria en Oviedo que debería salir a demoler a cualquier rival de la categoría. Con rodaje o sin rodaje, la plantilla granota tiene fútbol más que suficiente para no limitar todo su ataque a los balones largos, los saques de banda y el balón parado.


Overbooking en el centro

El medio del campo Pepelu-Iborra-Campaña-Montiel se autodestruye él solo, molestándose continuamente entre ellos. Moraes es una isla arriba todavía pendiente de que le piten la primera falta a favor de la temporada. Y las subidas de Franquesa y Son crean el mismo peligro que los regates de Cantero.

La afición no pide fútbol champagne, sino salir a ganar los partidos, haciendo un juego acorde a la plantilla

Pese a todo, el Levante UD sacó un punto valioso fuera de casa, en un encuentro muy flojito, ante un equipo aguerrido y directo, que superó en intensidad a los granotas en un auténtico partido de Segunda. El camino acaba de comenzar y Oviedo debería ser un punto y aparte para que Nafti defina qué es este Levante. ¿Un equipo compacto? ¿Vistoso? ¿Eficaz? De momento, el tunecino lo tilda de “sacrificado” con el que está contento porque “compite”. Un mensaje conformista, únicamente válido en caso de que el próximo fin de semana cambie la cara de un equipo que solo lleva 10 tiros a puerta en las cuatro primeras jornadas (contra el Oviedo únicamente un tiro entre palos).


A por el Villarreal B

El sábado a las 21.00 el Levante UD tiene la oportunidad de conseguir el segundo +3 de la temporada. Y la afición no pide fútbol champagne, sino salir a ganar los partidos, haciendo un juego acorde a la plantilla e intentando sacar la mejor versión de los jugadores. Ese debería ser el rumbo a seguir por Nafti, que confiamos en que haya recapacitado tras la visita al Carlos Tartiere.

bottom of page